CAUSA DEL DOLOR: CÓMO LA COLUMNA ESTÁ CONECTADA CON LOS ÓRGANOS.

¿Sabías que los daños en nuestra columna vertebral pueden afectar a los órganos de nuestro cuerpo? Normalmente, los problemas que aparecen en nuestra espina dorsal suelen provocar dolores en otras partes de nuestro cuerpo, es por este motivo que muchas personas tratan esas otras dolencias sin saber que su origen no está ahí.

Es esencial averiguar cuál es el verdadero motivo de la aparición de ese dolor, por lo que debemos prestar más atención a nuestra columna vertebral, por ejemplo, si te duele la espalda debes saber donde exactamente está el dolor, pues podría crear otras anomalías y problemas derivados en otra parte de tu cuerpo.

Por eso, hoy conocerás como tus órganos se relacionan con la espina dorsal. Cómo se relacionan tus órganos con la espina dorsal

AHORA, VAMOS A VER UN POCO MÁS SOBRE ESTA RELACIÓN ENTRE NUESTROS ÓRGANOS INTERNOS Y NUESTRA COLUMNA VERTEBRAL:
La comunidad médica afirma que hasta el 70% de los dolores de cabeza que sufrimos de manera habitual pueden estar causados por la columna vertebral. Así pues, parece evidente que no estamos atacando el problema en su origen. Si eres una persona con constantes dolores de cabeza, quizá sería aconsejable que revisaras tu espalda. ¿También te duele?

Un mal funcionamiento de los discos intervertebrales de la zona del cuello podría provocar problemas como dificultades para tragar, aparición de sonidos extraños y molestos en nuestros oídos o incluso problemas de visión. Esto se produce por un pinzamiento de los nervios que conectan con las diferentes zonas del cuerpo.

Si sientes dolores u hormigueos en tus extremidades, manos y pies, deberías revisar tu espina dorsal, sobre todo en el cuello. De nuevo, puede deberse a un pinzamiento de algún nervio y eso podría provocar ese hormigueo o incluso dolor. Debería tratarse de algo continuo o que se repite varias veces, no como algo puntual.

Varios problemas en la zona torácica de la espina dorsal podrían derivar en dolores en nuestro pecho, alrededor de nuestro corazón, en la zona del estómago y provocar incluso molestias intestinales.

Los dolores y problemas en la región lumbar podrían derivar en dolor en muslos, caderas y piernas en general. No solo eso, sino que también podría provocar una reducción en nuestra sensibilidad de cintura hacia abajo y dolor o molestias al movernos y caminar.

Ahora ya conoces un poco más la conexión directa entre espalda y el resto del cuerpo. Debes de tener mucho cuidado con esta zona tan delicada. Ante cualquier problema o molestia, deberías consultar a tu médico especialista.

dale-clik-para-todos-3-768x403

Loading...
Close
Contador de visitas y estadísticas
empresa diseño gráfico